¿Qué es TRON? Guía completa de la moneda

La explosión de los bitcoins ha generado una especie de «carrera de criptomonedas» en los últimos años. Actualmente se calcula que hay más de 1.400 en el mercado. Sin embargo, sólo unos pocos conseguirán destacar y, por tanto, emerger.

El Tron es un candidato en el éxito de esta misión. Estamos hablando de una criptomoneda entre las más jóvenes, lanzada al mercado el 9 de septiembre de 2017. Sin embargo, en sólo siete meses ya ha conseguido cierta credibilidad a los ojos de los inversores. Su valor todavía no está tan por las nubes como el de otras monedas virtuales, al contrario, se puede decir que está en plena fase de crecimiento y, precisamente por eso, puede merecer la pena invertir en ella. Actualmente, un Tron se intercambia por 0,05 dólares. Sin embargo, los inversores están convencidos de que, a medio y largo plazo, su valor va a subir mucho.

Qué es el Tron y sus características

El Tron se introdujo en el mercado el año pasado con una Oferta Inicial de Monedas (ICO) por parte de una organización sin ánimo de lucro con sede en Singapur, cuyo director general es Justin Sun. Este último fue incluido recientemente en la lista de Forbes Asia como uno de los menores de 30 años más destacados del continente.

Es una criptodivisa completamente diferente a las demás. Su principal objetivo, de hecho, es permitir al usuario comprar entretenimiento en directo (como programas, películas, videojuegos…) desde otros continentes, obviando la obligación de abrir cuentas en el extranjero. Los operadores del sector coinciden en que el propio hecho de actuar exclusivamente en el sector del entretenimiento podría empujar a Tron a convertirse pronto en el protagonista de la próxima economía distribuida, dado que estamos entrando en un mundo en el que el vídeo en streaming y el entretenimiento digital serán cada vez más importantes.

Tecnología Tron

Tron es un protocolo que utiliza una tecnología peer-to-peer basada en el blockchain. Además, dispone de un almacén (es decir, un dispositivo de almacenamiento en el que se graba la información), distribuido y descentralizado que permite a los usuarios poder acceder a los contenidos de entretenimiento desde cualquier parte del mundo sin requerir la presencia de operadores de referencia.

La moneda virtual que utiliza se llama Tronix y está pensada para permitir pagos de carácter comercial. Por lo tanto, al igual que el Ether, esta criptodivisa tiene una función puramente monetaria y no especulativa.

Para hacerse con el tronix es necesario acceder a una de las muchas redes de intercambios de la red, como Coinbase. Aquí podrás intercambiar bitcoin o ether con la nueva criptodivisa.

¿Cuáles son las fases de TRX (Tronix)?

Una de las principales características de Tron es que tiene varias fases de desarrollo, seis para ser exactos.

En la primera fase, que se llama Exodus, se centrará principalmente en ofrecer una fase de intercambio de archivos sin utilizar ningún tipo de tecnología blockchain. Posteriormente (fase de Odisea) se creará una verdadera comunidad de entretenimiento en la que participarán los creadores de nuevos contenidos. Sin embargo, es a partir de la tercera fase (Gran Viaje) cuando el proyecto Tron pretende despegar, transformándose de herramienta económica a financiera. Aquí se introducirá la red blockchain, donde se regularán los ingresos, la gestión de los dividendos y otros aspectos administrativos.

Los tres últimos pasos deberían ayudar a Tron a despegar finalmente en el mercado. Se lanzarán sus propios tokens (fase Apolo) y se creará una plataforma de contenidos descentralizada con juegos autónomos y funciones de entretenimiento (fase Star Trek). Finalmente, se pasará a la fase de recaudación de fondos y, por tanto, de monetización de lo creado (fase de Eternidad).

Las principales ventajas de TRX (Tronix)

Es probable que Tron revolucione el mundo de la distribución de contenidos en la web. Su objetivo principal es crear un canal directo entre los usuarios y los creadores de contenidos. La «criatura» de Justin Sun dará, además, la posibilidad de lanzar ICO personales, permitiendo entonces, publicar sus creaciones en la web sin pasar por terceros. Si tiene éxito, podría convertirse en una de las criptodivisas más codiciadas del mercado ya este año. Quienes más tienen que temer por su éxito son plataformas como Google Play o Apple, que se arriesgan a ver sus ingresos muy reducidos.

Cómo comprar Tron

Los operadores interesados pueden comprar e intercambiar TRX a través de las principales plataformas de intercambio, donde pueden cambiarlo por Bitcoin o Ethereum. Los más fiables son Coinbase y Bitstamp, donde actualmente se puede comerciar con la criptomoneda. Para poder llevar a cabo este tipo de operaciones es necesario seguir algunos procedimientos de los que damos una pincelada. Después de inscribirse en Coinbase, debe comprar la criptomoneda que desea intercambiar. En este punto es necesario suscribirse a una plataforma de intercambio como Binance (conocida por tener las comisiones más bajas actualmente en el mercado), enviar la criptodivisa comprada y convertirla en Tron.

En cuanto al almacenamiento de TRX, se pueden utilizar eficazmente carteras de hardware (wallets) como Ledger Nano S o Trezor, teniendo en cuenta que TRX es un token ERC-20.

Tron Online Trading

Los corredores de comercio en línea le permiten invertir en la criptomoneda Tron a través de contratos por diferencia (CFD), utilizando técnicas tanto a largo plazo como a corto plazo (comprando o vendiendo en corto). Estamos hablando de un operador indirecto en el que no se compra la criptomoneda en sí, sino que se apuesta por su valor, eligiendo si se apuesta por contratos largos (es decir, por un aumento del valor de la criptomoneda) o por contratos cortos (es decir, por una disminución). También es posible utilizar los CFD de forma más inescrupulosa, utilizando el llamado apalancamiento. Se trata de un factor por el que se puede multiplicar una determinada cantidad de dinero para operar con más capital del que realmente se dispone. Es, por tanto, una especie de «préstamo» del corredor que aumenta los beneficios, pero que también puede provocar mayores pérdidas. Por eso hay que utilizarlo con cuidado y se recomienda especialmente a los operadores experimentados.

IQOption, eToro, Plus500 y Markets.com te permitirán invertir negociando esta moneda digital en línea.

Deja un comentario